¿Cómo hacer interesantes nuestras presentaciones?

Uno de los primeros errores que solemos cometer cuando utilizamos las nuevas tecnologías para mejorar nuestras clases es pensar que, con el solo el uso de las mismas, ya estamos consiguiendo el efecto deseado y nuestros alumnos estarán más atentos a nuestras explicaciones.

Es cierto que el uso de estas herramientas nos ayuda a conectar de un modo más directo con el oyente, pero debemos tener cuidado de aprender a adecuarlas a nuestro propósito, para que su aplicación en el contexto nos ayude y no nos dificulte en la tarea.

Cuando me propusieron por primera vez escribir en el blog de TengoUnTIC, mi primera idea fue hablar sobre posibles nuevas tecnologías, buscándoles aplicaciones en la educación. Ahora mismo, estoy seguro de que todo esto llegará, pero hasta el momento en el que esté suficientemente documentado, prefiero empezar corrigiendo algunos de los errores que me he dado cuenta que realizamos en nuestras clases magistrales.

Uno de los más graves, sea seguramente el del mal uso de las presentaciones. Herramienta con un sinfín de posibilidades y ventajas, que muchos de nosotros no acabamos de utilizar correctamente.

Al igual que nuestros alumnos, tendemos a mostrar demasiado texto en cada diapositiva. No creo que lo hagamos intencionadamente, pero el hecho de poder olvidar cosas importantes, nos acaba traicionando.

Por esta razón, me gustaría hacerles llegar en el día de hoy dos conceptos de presentación muy diferentes de los que podemos coger ideas para mejorar en las nuestras.

La experiencia de Guy Kawasaki:

Aunque el contexto original de su libro “Reality Check” está dirigido a emprendedores que pretenden captar la atención de inversores. ¿Acaso no somos los maestros personas que necesitamos de la atención de nuestros alumnos para obtener un beneficio en el proceso de aprendizaje?

Para ello, Guy Kawasaki nos desvela tres claves:

  • Nunca utilices más de 10 diapositivas. Más allá de esto estás o repitiendo contenido o abusando del apoyo audiovisual.
  • Da tu presentación en menos de 20 minutos. Este es el tiempo límite que tu audiencia puede mantener la atención en el tema que está siendo presentado.
  • Utiliza Font tamaño 30. O al menos, pon la cantidad de texto que te cabría con un tipo de letra de este tamaño. Recuerda, es APOYO audiovisual, no un resumen de lo que quieres decir.

Si lo pensamos detenidamente, cada una de estas razones tiene sus porqués. En el primer caso nos insta a utilizar pocas diapositivas, y yo les pregunto ¿No es más divertida una conferencia cuando nos cuentan anécdotas y casos relacionados con el tema de estudio? Este sería un primer avance, contar nuestras experiencias, e incluso, documentarnos sobre casos especiales, nos ayudarán a atraer a nuestro público, mejorando el entendimiento que esté consiga de nuestros objetivos iniciales.

El segundo punto nos apunta que el asistente es capaz de mantener la concentración durante unos veinte minutos. Consigamos resumir el estudio a este tiempo, dedicando el resto de las clases a un turno de preguntas o a ejercicios para reforzar la comprensión.

Por último, Guy promueve el uso de poco texto, esto nos ayuda a que el alumno relacione pocas palabras con conceptos mucho más amplios. Como veremos en el siguiente caso, esto también se podría aplicar a las imágenes.

El efecto Dick Hart:

Cuando vi por primera vez la conferencia de Dick Hart en febrero de 2006, no daba crédito a lo que veía, consiguió tenerme  los 15 minutos que dura su explicación sobre la identidad 2.0 totalmente concentrado e intrigado en lo que iba a suceder a continuación. Está claro que es un ejemplo difícilmente aplicable a la educación por su complejidad en la elaboración y preparación, pero nos muestra como las imágenes, al igual que las palabras, nos pueden servir para relacionarlas con otros contenidos más complejos.

A lo largo de la presentación, Dick utiliza la nada despreciable cantidad de más de 100 diapositivas e innumerables imágenes que le permiten ir ligando diferentes conceptos entre ellos hasta llegar a una explicación más que completa.

A continuación os dejo el enlace que tiene en youtube, esperando que la disfrutéis.

Esta entrada fue publicada en Presentaciones y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ¿Cómo hacer interesantes nuestras presentaciones?

  1. Estoy de acuerdo con muchas de las cosas que comentas. Aunque creo también que según el tipo de presentación pues se puede flexibilizar un poco el número de diapositivas y otro tipo de parámetros.

    Sin embargo, no puedo estar más de acuerdo, en que la presentación sirve para guiar y apoyar lo que una persona está exponiendo. Y lo más importante es que no desvíe la atención de lo que se habla.

  2. Pingback: Como hacer Presentaciones con Diapositivas « Tecnología-Jose Pujol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>